El concello de Baleira ha puesto bastante interés en promover esta ruta y la verdad es que a medida que te vas acercando a la zona empiezas a ver señales que te dirigen hacia el punto de comienzo. Justo antes de coger el último desvío vemos otro que señala hacia el nacimiento del río Eo y el centro de interpretación, y decidimos ir hasta allí. El centro estaba cerrado y ni siquiera había un horario por fuera. Y el nacimiento del río… nos dejó algo indiferentes. Parece una fuente cualquiera, pero bueno, quedó visto. Vamos a lo que realmente hemos venido.

Poco antes de llegar a San Paio hay un buen aparcamiento donde dejar el coche. Terminamos de prepararnos y nos ponemos en marcha. Nos dirigimos hacia la aldea, la atravesamos y comenzamos a subir. Al poco rato tenemos que parar ya para sacarnos las chaquetas y echarnos protección solar. Parecía que el día estaba nublado, pero cuando el sol se hace un hueco, aprieta fuerte.

Vamos subiendo por una pista con bastante hierba. Está llena de gotitas de la niebla que ha habido estos últimos días y nos empapa las botas y los bajos de los pantalones a medida que pasamos. A ratos vamos entre pinares sin mayor interés, pero en otros momentos las vistas se abren y disfrutamos del morado de los matorrales. Aunque por ahora es todo cuesta arriba, la pendiente es muy llevadera.

A pesar de que la ruta se llama fraga da Marronda, en realidad no se llega a pasar por este bosque, aunque podemos verlo desde arriba en el punto más alto de la jornada. Hasta aquí la ruta no tiene un grandísimo interés, pero ahora que empezamos a bajar empieza a gustarme más.

Poco a poco los pinos van dejando sitio a otros árboles autóctonos mucho más bonitos y enseguida llegamos a la aldea de Mendreiras. Nos paramos a charlar con un señor que está trabajando en su huerta. Nos cuenta que son nueve personas viviendo allí, pero que cada vez empieza a venir más gente joven, de Lugo sobre todo, a pasar los fines de semana. Al parecer la ruta está atrayendo a bastante gente y él es optimista con respecto al futuro de la aldea. ¡Me alegro!

El tramo que viene ahora me parece espectacular. Se trata de una bajada siguiendo la línea del pequeño cordal en el que nos encontramos. La vegetación es baja, así que las vistas son impresionantes. Poco a poco la pendiente va siendo más y más pronunciada hasta alcanzar el río Eo. Estamos en el punto más septentrional de la ruta y allí mismo se encuentra el área recreativa de Cortevella. Son poco más de las dos, así que está claro que nos quedamos a comer.

El sitio es bastante curioso y se nota que hay una enorme cantidad de dinero invertida en él. ¡Hay hasta un ascensor! Que no funciona, claro… Hay también un mirador con la estatua de un monje y un perro de mirada turbadora, un hórreo, una ouriceira, un molino, mesas con sus banquitos de piedra… Es un sitio realmente bucólico y agradable. Comemos sin prisa, pero tampoco nos entretenemos demasiado. Llevamos 12 km y nos queda otro tanto.

A partir de aquí la ruta cambia de forma radical. Si hasta ahora habíamos ido por zonas altas, nos toca esta vez seguir el curso del río Eo. Y si habíamos disfrutado de amplias pistas, esta vez caminamos por estrechos senderillos con continuos repechos. Este tramo es bastante rompepiernas y los kilómetros que llevamos encima a estas alturas hacen que se note un poquito más.

Hay muchísimos castaños y la prueba de que en otros tiempos fue un medio de vida es la cantidad de ouriceiras que nos encontramos. Se trata de unas construcciones de piedra circulares con una pequeña entrada en la que se metían los erizos de las castañas sin abrir, se los cubría con hojas secas de castaño y así se podían conservar las castañas durante varios meses.

A ratos vamos pegados al río, en otros momentos nos separamos, a veces vamos a su misma altura y después mucho más altos. No paramos de subir y bajar. Cruzamos también numerosos afluentes sobre rústicos (y a veces inquietantes) puentes de madera.

En una de estas subidas prolongadas, de repente salimos del bosque y disfrutamos de él desde arriba. Es un momento muy bonito porque no te lo esperas. Tras este pequeño tramo de vistas, volvemos a bajar para internarnos de nuevo bajo los árboles.

Hace muchísimo calor y el agua nos empieza a escasear. Cuando ya iba pensando en coger agua la próxima vez que nos acercásemos a algún regato y echarle una pastilla potabilizadora, llegamos a la aldea de Cabreira, con aspecto de deshabitada (que no abandonada), pero donde hay un caño con agua. ¡Qué felicidad! No sé si es oficialmente potable o no, pero estaba muy fresquita y no nos hizo daño. ¡Qué bien nos vino!

Llevamos ya más de 18 km y las piernas empiezan a pesar, pero todavía nos falta. Y no solo kilómetros, sino gimnasia. El tramo que viene a continuación tiene la vegetación bastante cerrada y hay unos cuantos árboles caídos cerrando el paso, así que toca agacharse o levantar bien las piernas para pasar por encima.

Para mí es también un tramo algo duro psicológicamente porque cuando al fin vas por un camino cómodo, que es lo que más deseas a estas alturas de jornada, de pronto las señales te desvían de nuevo por un senderín acrobático. Eso sí, el entorno es precioso.

Poco antes de llegar de nuevo a San Paio vemos un desvío que lleva hasta la cascada Pozo da Ferreira. Vamos a sumarle un poco más de desnivel a la ruta, pero ya que estamos aquí… La verdad es que vale la pena el esfuerzo.

Ha resultado una jornada dura por el calor, los kilómetros y el desnivel acumulado, pero la hemos disfrutado. ¡Ha valido la pena!

Más información sobre esta ruta

Descubrimos esta ruta en la guide de randonnées Galice, de la editorial Rother. También nos ayudó el blog Roteiros Galegos y la web del concello de Baleira. Es el sendero homologado PR-G 145.

Si quieres ver más rutas en la provincia de Lugo, pincha AQUÍ.

14/07/2020 05:00
  • Distance Instructions
Label

Datos técnicos

  • Longitud: 23,3 km
  • Fecha de realización: 29/06/2020
  • Desnivel de subida: 965 m
  • Desnivel de bajada: 965 m
  • Punto más alto: 924 m
  • Punto más bajo: 344 m
  • Tipo de recorrido: Circular
  • MIDE / Severidad del medio natural: 3
  • MIDE / Orientación en el itinerario: 2
  • MIDE / Dificultad en el desplazamiento: 3
  • MIDE / Cantidad de esfuerzo necesario: 4
→ ¿Qué es el MIDE?

Mapa

marronda_alto_eo

Información geográfica propiedad del Instituto Geográfico Nacional.